Definiendome como Sapiosexual en redes sociales para abrir el debate, un amigo me dice…Yo soy gastrosexual. Reconozco mi ignorancia y en lugar de googlear me reí…Pienso que es la reacción propia del ignorante, cuando no se entiende algo… o lo atacamos o lo ridiculizamos. Caí en ese error por no tomarme la molestia de aprender. Pero mis inquietudes son más fuertes y al final caí en la tentación de saber si existía o no la gastrosexualidad.

Gastrosexual qué es?

La gastrosexualidad es enamorar con la cocina, con los ingredientes, especias, con gotitas de amor y seducción que alimentan el corazón y el alma. Es aportar sensualidad a un plato, recrear un ambiente, agasajar a los demás… No solo a través del paladar, sino de todos los sentidos. El tacto comiendo con las manos, el olfato a través de la sinfonía de aromas, la vista aportando color, el oído transportando ese plato probablemente a su lugar de origen, a través de la música. El o la gastrosexual es culto/a,  porque conoce mundo a través de la gastronomía. Es detallista, es anfitrión.

Un ejemplo de gastrosexualidad en el cine es la película “Como agua para chocolate”, adaptación cinematográfica del libro de Laura Esquivel. Con la gastronomía se comunican, aman. Era un acto de rebeldía hacia lo prohibido. Deseos, pasiones, amor…..

 Sinopsis

Como agua para chocolate es una película mexicana basada en el libro homónimo de la escritora mexicana Laura Esquivel que rompió registros de venta como el más vendido de los últimos 20 años. Esta película obtuvo diez premios Ariel. Ocupa el lugar 56 entre las 100 mejores películas del cine mexicano. Ha sido, además, la octava película extranjera más taquillera de Estados Unidos.

Historia de amor mágico realista en el México en tiempos de la Revolución.  Todo ello con la gastronomía como nexo de unión y metáfora de los sentimientos de los personajes.